VANESSA LILLO - AHORA GETAFE - OPINIÓN

Las formas que no quieren que cambie el fondo, por Vanessa Lillo

- por Vanessa Lillo: 13/01/2017 -

Artículo de la concejala de responsable de participación ciudadana Vanessa Lillo sobre las formas que no quieren cambiar el fondo respecto al reglamento de participación ciudadana…

Las formas que no quieren que cambie el fondo, por Vanessa Lillo

Las formas que no quieren que cambie el fondo, por Vanessa Lillo

Tras la aprobación inicial del Reglamento de Participación ciudadana el pasado 19 de Octubre, desde Ahora Getafe registramos más de 15 alegaciones.

La historia de este reglamento comenzó hace más de 1 año, cuando fue aprobada una proposición de AG en la que pedíamos la modificación del reglamento de participación ciudadana, incluyendo algunas propuestas del programa electoral para que fuesen incluidas. En Febrero el Gobierno nos presentó el borrador, y para nuestra sorpresa se habían “olvidado” de algunos puntos aprobados en aquella proposición, e hicimos una serie de observaciones:

– No ampliaba nada el derecho a la Iniciativa Popular, manteniéndose igual que el reglamento anterior.

– No recogía mecanismos para que trabajadores y personas usuarias puedan participar en las decisiones relacionadas con la gestión de servicios que presta el Ayuntamiento, así como en los órganos de dirección de los organismos autónomos y empresas públicas.

– Sobre la participación ciudadana en los Plenos, solo abordaba el mecanismo para poder intervenir en algún punto del orden del día. Sin recoger nada sobre la posibilidad de incluir temas en el debate, ni del derecho a contestación verbal por parte de los cargos públicos.

– Mantenía el carácter consultivo de los Consejos Sectoriales.

– No contemplaba las Asambleas Abiertas Sectoriales, solo de Barrio.

– No recogía mecanismos para que la ocupación de la vía pública no suponga un coste económico. (Conscientes de que es un tema que se debía reflejar también)

– Mantenía el carácter institucional del anterior reglamento y no establecía la garantía de la autonomía del tejido asociativo en el municipio frente al poder político.

Trasladadas las primeras aportaciones, desde AG hicimos unas jornadas de Participación, de las que, tras un debate colectivo, se le presentaron al Gobierno casi un centenar de propuestas antes de su aprobación inicial.

De todas ellas, el Gobierno recogió en torno al 50%. Si bien pudiéramos alegrarnos en términos cuantitativos (aunque lejos queda del 80% de las enmiendas a los presupuestos que Ahora Madrid aceptó al PSOE, -y que no les pareció suficiente-), en cuanto a lo cualitativo no ha sucedido lo mismo. Me explico: podríamos decir que han aceptado todas aquellas propuestas que bien enriquecían el texto o bien suponían alguna novedad, pero sin comprometerles mucho y que quedan muy bien sobre el papel… pero más basado en una cuestión de forma, que de fondo. Entre las aportaciones que el Gobierno no aceptó se encuentran:

– Tener en cuenta y abordar de manera prioritaria las barreras que existen a la participación para evitar su existencia y fomentar la participación

– Apostar por una mayor desinstitucionalización y protagonismo de la ciudadanía.

– Un comité ético plural que, entre sus funciones, pueda denunciar la mala praxis de los cargos públicos.

– Establecer dentro del reglamento un porcentaje mínimo obligatorio del presupuesto anual, así como mecanismos de evaluación para los presupuestos participativos

Pasado el verano, y sin tener noticias del Reglamento, ni del resultado de que estuviera colgado en la Web para recibir aportaciones, realizamos un ruego para, por un lado conocer las aportaciones realizadas y, por otro, que se planificasen asambleas de barrio para dar a conocer el nuevo texto, trasladar el debate al resto de asociaciones, vecinas y vecinos y que pudiesen hacer las aportaciones que considerasen oportunas antes de que fuese debatido en el Pleno.

La sorpresa llegó cuando vimos que el Reglamento fue aprobado en la Junta de Gobierno del 5 de Octubre a través de una proposición tramitada por urgencia, pues no constaba en el orden del día de la convocatoria. Misma fecha en la que dicha proposición fue registrada en la Secretaría General del Pleno para que fuese incluida para el Pleno del 19 de Octubre, a pesar de que una nota informativa comunicaba que la hora y fecha límite para ello eran las 14:00 horas del día anterior. Por ello solicitamos a la Alcaldesa que la retirase, a lo que hizo oídos sordos. Eran incomprensibles esas prisas repentinas.

Por nuestra parte, tras la aprobación inicial volvimos a registrar una serie de alegaciones en el sentido arriba expuesto. Veremos la respuesta del Gobierno ante la aprobación definitiva en el Pleno…

Es una pena que algo que parecía que podría suponer un cambio profundo en nuestro municipio respecto a la participación ciudadana, una vez más, se quede en fachada, en un… “que no se note que puedo, pero que no quiero”.

     Resultado: una vez más las formas del PSOE que no quieren que cambie el fondo.

Continuará, seguro (cómo, a saber…)

Las formas que no quieren que cambie el fondo,

por Vanessa Lillo